Stainless Steel - In Your Back

Enviado por Hawkmoon el Dom, 29/07/2012 - 15:01
2588

1. Stainless Steel
2. H.M. Bomber
3. Angel of Death
4. We Want It, You've Got It
5. Overdrive instrumental
6. P.E. Hour
7. Lost Games
8. Hell On Earth
9. No Tomorrow

Una buena ración de Heavy Metal huraño, compacto, alemán y cabrón, nenes. Y cagado en el lejano 1985. O sea, cañita maja de la era sacra del Metal-cinturón de balas.

Stainless Steel y su acero inoxidable, su Metal de alta graduación, sucio, nada edulcorado, picante, danzarín, con espacio para el buen Speed y el Power, mejorable a nivel producción, ya están ante nosotros.

No hay escape. A hacerle frente, y con un par, al guerrero de la cutrona portadita (que parece un híbrido entre el Michael Myers de "Halloween" y el Mordred de "Excalibur"), a aguantar, como podamos, cada embiste de su espada. Llévate un escudo. No se te vaya a olvidar. Quedará para el arrastre, pero es mejor que tener que recogerte con pinzas en cuanto acabe el trabajo de marras.

Los mamones ya desenvainan. El brillo de su acero nos ha cegado. Nos quedamos quietos, no podemos avanzar. Ya nos tienen donde querían. Y el filo de la puta espada, leches, ya apunta a nuestra yugular, a escasos centímetros tenemos un problemón. Habrá que moverse, chatín, si quieres durar unos añetes más.

"Stainless Steel", la clásica bofetada Speed-cañera (aunque se inicie con una intro majestuoso-maidenista), el típico track que se pone a mil por hora y no para hasta que ha dado la vuelta al mundo (y dos veces), ya deja claras, mucho, las intenciones del combo. Van a por nosotros, nos quieren cansar, nos van a zarandear de lo lindo, van a jugar con nosotros como si fuésemos peleles. Agresividad, energía, pinzamiento de cojones. Vas a saltar, y desde el segundo de inicio, con los alemanes. Ralf, el voceras, aún sin ser un Bruce Dickinson, tiene nivelillo, llega alto. Que suda lo suyo por el track, vamos. Voz con agallas, con facilidad para llegar a las notas altas, y para mantenerlas. El guitarreo, joder, espectacular. Velocidad y talento. Comunión ideal.

"H.M. Bomber", que rasca hasta llegarte a las entrañas, que busca petróleo y que encuentra visceras, te deja cicatriz. N.W.O.B.H.M. altamente punzante, adrenalítica, motörheadiano-cabalgosa. Vacilando, triunfando, arrasando. Machaque total.

"Angel Of Death", que también recurre al motörheadismo, y que escupe solistas a los Priest (a lo "British Steel"), no puede hacer más que enamorar al devorador de Heavy auténtico, el que te desmontaba enterito. Mogollón de chulería, y toneladas de Metal y de buen rollete. Una fiesta, nene. Una orgía decibélica a la que hemos sido invitados. Fiesta clandestina, claro. Ni Dios ha oido hablar de ellos. Pero, joder, se lo curran a morir. Tres temitas y andamos para el arrastre. Desidratados, hechos fosfatina, amoratados, con más tajos que un borderline en un mal día.

"We Want It, You've Got It", la instrumental "Overdrive", "P.E Hour" (rodando montaña abajo, envueltos en llamas, directos a un camping de nenes especiales...masacre brutal, miramiento nulo), "Lost Games" y "Hell on Earth", todas cubiertas con kevlar, sólidas a rabiar, cometen el error de no distanciarse demasiado las unas de las otras. Todos los temas ante los que nos estamos rindiendo están bien paridos de cojones, suenan que atruenan, tienen buena chicha cañero-cabronceta. Enganchan, vamos. Pero la similitud, la poca distancia emocional que se establece entre tracks, actúa como movidón tocapelotero. Todo se trata de un cabalgar apocalíptico. Quedamos con el culo rojo, colega. Pero muy rojo. Como que el trote nos mata. Metal aplasta-culetes. Y nunca mejor dicho. Caminaremos abiertos de patejas, a lo Van Damme, una buena temporadita. Banda que da con una fórmula, y la explota hasta la extenuación. Lo que no quita, oye, que la onda está siendo heavy de cojones. Aquí hay mala leche para dar y regalar.

"No Tomorrow" cierra el trabajo. Hora de mojar unas braguitas. Un "Before the Dawn", que, de sucio, de auténtico, acaba pareciendo un cover de Priest a manos de los más épicos Bathory. Voz rota, cuerdas que te rompen y bataca que te desintegrará del todo. La típica épica de la balada con clase, del himno ochentero que emociona, se apodera de nosotros. Lo dicho, un "Before the Dawn" stainlessteelizado, más eléctrico, que quiere acabar haciendo que todos andemos con el mechero, tarareando el temita con los ojos cerrados, en nuestro mundo, ajenos a lo que nos rodea. La banda, el tema y nosotros. Nada más existe ahora en el universo. Temita que sube y baja, que quiere navegar entre el lagrimón y el buen guantazo. Buen cierre, joder.

Heavy-Power-Speed bien majo, brothers. Tiene cositas de Motör, de Priest, de Omen, de Maiden, del Hard cañero...en fín, que se disfruta bastante.

La década ochentosa, muchachos. Magia total. Hasta una banda normalita sonaba a trueno.

3 cuernos (altos) para Stainless Steel. Buena candela, previsiblota, con producción justita, con ideas algo manidas, pero con don para atolondrar. Un buen espadazo. Un huevo pinchado. O sea, duele.

Metal alemán, claro. Casta de puto acero (inoxidable).

Ralf Scholz: Voz
Norbert Barton: Guitarra
Thomas Müller: Guitarra
Carsten Kurz: Bajo
Frank O. Schneider: Batería

Sello
Bonebreaker